sábado, 28 de marzo de 2015

Les invito a mi nuevo Blog:

EL EVANGELIO BÍBLICO


Acerca del Evangelio Bíblico

Necesariamente existen cosas que no debemos dar por sentado intuyendo que cada generación entiende y sabe en qué consiste. Mucho más, si por el uso continuo de aquello, la manera de concebirlo se vuelve algo común.
Puede no parecer necesario para nosotros hoy hablar del evangelio. Más que nunca la palabra evangelio o evangélico, es usada con algo más de amplitud. Y ¿Acaso no sabemos qué es el evangelio? Desafortunadamente damos por sentado que lo sabemos y sin temor a la equivocación podemos afirmar, que se ha levantado una generación de hombres llamados evangélicos que no podrían definirlo en sus puntos más básicos. Seguramente muchos de ellos abarrotan las iglesias cristianas semanalmente y escuchan la palabra evangelio y sin embargo valdría la pena preguntarnos si quienes enseñan y quienes escuchan, ¿No estarán dando por sentado que saben de qué se trata y la verdad es que no lo saben?
Esto es aún mucho más urgente y necesario, al considerar que el evangelio ha sido usado como una buena excusa para exponer ideas ajenas a lo que nos revela la Palabra de Dios. Estamos ante un mundo religioso, ávido por lo espiritual que ha abierto sus oídos de manera amplia, a lo que muchas personas  afirman que es evangelio llevando más bien confusión y pérdida a multitudes, contrario al fin glorioso que Dios le dio a su santo mensaje.
Sin embargo, creo que el aporte será el comparar lo que en la actualidad se predica como evangelio y lo que es el evangelio bíblico. Como parte de la generación que nos tocó vivir, veo como algo necesario, ser críticos en lo que se debe, cuidadosos en lo que se escucha y celosos en cuanto al mensaje que hemos heredado. La iglesia no puede darse el campo para improvisar en esto. Ya que se nos encomendó vivir de acuerdo al evangelio y proclamarlo, entonces haríamos bien en no darlo por sentado y afírmanos en él. Me mantengo en la línea histórica de interpretación evangélica y esto hace que mis recursos para nada sean creativos o novedosos.
Si este blog le anima a seguir ahondando en el evangelio, corrige la forma de pensar de unos, y les presenta con claridad la gloria del evangelio a otros, cumplió su fin. Esa es mi oración y deseo.
Bienvenido!
Jorge Castañeda D.

lunes, 3 de noviembre de 2014

EL IDILIO DE UNA MUERTE ANUNCIADA

Usted puede adornar y perfumar un montón de basura en estado de descomposición y finalmente tendrá eso mismo: ¡Basura! Puede hacer todo esfuerzo por hacerla parecer agradable y especial, pero la basura se seguirá descomponiendo sin cambiar su esencia por más adornos que posea.

Usted puede adornar el aborto y la eutanasia, pero finalmente tendrá un homicidio. Puede tratar de justificar todas y cada una de las vías que llevan a un individuo a optar por ello, puede engalanar las palabras y rebuscar adornos, pero al final tendrá que enfrentar el mal olor  de la filosofía del desprecio a la vida que viene de una cultura que se ha querido independizar de Dios y pretende ser soberana en cuándo y cómo debe usted empezar a vivir y cuándo y cómo debe usted abandonar la vida.

Es posible que se haga un idilio de esto, como en efecto ocurre en el caso de Brittany Maynard, una estadounidense de 27 años que sufría un cáncer terminal quién cumplió con su decisión de morir voluntariamente apoyándose en las leyes del estado de Oregón, para no tener que sufrir con el dolor de su enfermedad. Se puede adornar todos y cada uno de los asuntos que rodean su eutanasia, se puede justificar y engalanar cada argumento para presentar esa decisión como la decisión más valiente, racional, lógica, apropiada, necesaria y bella, pero solo tendrá el testimonio de una mujer, que como otros, prefiere atribuirse el derecho que Dios no le ha dado a la humanidad caída.

Por supuesto que no desconocemos el dolor de una enfermedad, ni teorizamos con el dolor ajeno, pero cuando se promociona la transgresión del sexto mandamiento entre videos, poemas, canciones y fiestas, entonces es necesario quitar el perfume y los adornos y descubrir lo que realmente es la eutanasia: Atribuirse el derecho de suicidarse con orgullo.


El valor de la vida debe ser el que se deriva de ser hechos a imagen y semejanza de Dios, por Él mismo. Este valor no debe depender del país, región, posición o situación en el que un individuo esté. El valor de la vida no debe ser un valor democrático o pragmático, el valor de la vida debería ser inviolable y cada uno debería hacer temblar su mano antes de estirarla para usarla o tomarla impíamente. Todo debe interpretarse a la luz que el ser humano no se pertenece sino que se debe a Dios. Mientras tanto, tendremos que tapar la nariz de nuestra conciencia para que parezcamos estar disfrutando del fétido olor del pecado adornado con muchos olores atractivos.

viernes, 18 de julio de 2014

LA AUSENCIA DE UNA MASCULINIDAD PIADOSA

Por: Alan Dunn

La disolución contemporánea de la familia y la desaparición de la verdadera religión de hoy se pueden atribuir a la ausencia de la masculinidad piadosa. El cuarto mandamiento ("Acuérdate del día de reposo para santificarlo") se dirige a la cabeza masculina de la casa, y el quinto mandamiento ("Honra a tu padre ya tu madre") requiere que los padres sean honorables.

Lo que está en juego aquí es la administración de la autoridad legítima. Dios ha creado a la humanidad a fin de tener Su autoridad implementada a través de la agencia de liderazgo masculino. La necesidad urgente es para el liderazgo masculino. La vergüenza es la abundancia de los hombres que no pueden dar liderazgo apropiado en su propio hogar y en la iglesia de Cristo.

Sabemos que hay una diferencia entre hombres y mujeres, pero ¿qué es? La respuesta está en Génesis 2. A Adán se le dio la responsabilidad de nombrar a los animales antes de que Eva fuera hecha. Esta responsabilidad de definir la realidad en virtud de Dios es la diferencia distintiva entre el hombre y la mujer. El Adán pre-caído personifica "la masculinidad piadosa". "Piadosa", en el sentido que él vivía rectamente bajo la autoridad de Dios. "Masculinidad" en que Él daba sentido al orden de la creación. Cuando se hizo la mujer, ya estaba todo definido. 

Fíjese que cuando Eva fue engañada por Satanás, intentó redefinir el fruto prohibido. En el conflicto de la competencia de las definiciones, Adán abdicó su masculinidad e intercambió la definición de Dios por la de Eva. Así en la maldición Dios dice: ‘Por cuanto has escuchado la voz de tu mujer...’ (Génesis 3:16).

Débiles, hombres afeminados, incapaces y sin voluntad de definir, deben ejercer autoridad o estarán destinados a desaparecer. Lea Isaías 3. Ningún liderazgo pudo ser encontrado. ‘El joven se levantará contra el anciano, y el villano contra el noble’ (v5). ‘Los opresores de mi pueblo son muchachos, y mujeres se enseñorearon de él. Pueblo mío, los que te guían te engañan, y tuercen el curso de tus caminos’ (v12). La ausencia de la masculinidad piadosa es indicativo de la ira de Dios sobre nosotros. 

¿Has tenido suficiente de la confusión y la falta de definición? ¿Conoces el Jesús-Hombre? ¿Estás viviendo por las definiciones de Dios? 

‘Salva, oh Jehová, porque se acabaron los piadosos; Porque han desaparecido los fieles de entre los hijos de los hombres’ (Salmo 12:1).
Creemos que sólo la obediencia a Cristo revivirá lo que falta tan tristemente en nuestros días: la masculinidad piadosa.

Llamado a los Roles
         Los roles de género se establecen en la Creación y se hacen cumplir por la Palabra de Dios. Algunos sostienen que la visión que Pablo tenía de la mujer fue determinada por su cultura. Pero Pablo nos dice que sus opiniones se basan en la creación. Otros dicen que Pablo fue presa de chovinismo* rabínico, por lo que sus perspectivas son simplemente incorrectas. Pero Pablo dice que no es una cuestión de su "perspectiva": ‘las cosas que escribo son mandamientos del Señor’ (1 Cor. 14:37). La autoridad es precisamente lo que está en el centro de este debate. El feminismo es la rebelión contra el Creador y la autoridad de Su Palabra.

El llamado del varón es el de liderazgo en el hogar y la iglesia. El de la mujer es ser su ayudante para lograr los propósitos de Dios. Estas funciones fueron establecidas en la creación y no fueron alterados por la Caída. Es el pecado el que nos trae la guerra de los sexos. El pecado nos hace adversos a vivir como Dios nos creó para vivir. En el pecado, el hombre es propenso sea al abandono y a abdicar de su responsabilidad de liderar con amor o propenso a gobernar como un tirano despiadado. En el pecado, las mujeres son propensas ya sea a rebelarse y a usurpar la jurisdicción masculina, o a anularse a sí mismas en extrema subyugación.

En Jesucristo encontramos el equilibrio. Él manda nuestra obediencia, precisamente en el punto en que estamos más propensos a pecar. La salvación no reorganiza la creación original, pero triunfa sobre el pecado de la Caída. En el hogar, el rol del esposo cristiano es amar, cuidar y sacrificarse por su esposa. El de la esposa cristiana es respetar y someterse a su marido. Asimismo, en el liderazgo de la iglesia el rol del varón es ser masculino y ejercer su autoridad amorosamente. Las mujeres están excluidas del ministerio pastoral. 

Aquellos que argumentan que una mujer con un grado divinidad en teología es tan cualificada como un hombre, sacrifica las ordenanzas de la creación y la autoridad de la Biblia en el altar pagano de la arrogancia académica. Ellos piensan erróneamente que el ministerio pastoral es más que otra profesión académica que distribuye información religiosa. Por supuesto que no, es más bien el ministerio de la autoridad del Rey resucitado, Jesús, y él, de acuerdo con las funciones que estableció en la Creación, ha determinado que los pastores han de ser hombres espiritualmente calificados.

[…] Creemos que las distorsiones modernas de cómo Dios ordenó la sexualidad son atroces, grotescas, y moralmente repugnantes. ¿Sobrevivirán nuestras familias, iglesias y cultura a la destrucción de las mujeres que actúan como hombres y hombres que los dejan?

*Chovinismo o Chauvinismo es la creencia […] de que lo propio del país o región  al que uno pertenece es lo mejor en cualquier aspecto. (es.wikipedia.org)

Tomado de:


POR LA SUPREMACÍA DE CRISTO EN ESTA GENERACION

Cada ser humano encuentra la razón de su existencia solo cuando se orienta hacia Dios y su Gloria, a través del sacrificio de Cristo. Solo de esta manera podrá hallar el Supremo Bien para su vida.

Los que lo hemos encontrado nos sentimos en profunda deuda con Aquel que nos llamó y sabiendo que nunca podremos pagar la obra de Gracia hecha en nuestra vida, queremos responder en amor y servicio a Cristo, nuestro Señor y Salvador, cumpliendo nuestra responsabilidad histórica en esta generación, al anhelar y tabajar para que Cristo sea Glorificado en este tiempo.

Que sea el anhelo y la procura de todos, hasta que todas las cosas sean sometidas bajo Cristo Jesús Señor nuestro.